Un hombre se topó con una perra encadenada junto a sus cachorros pequeños, con pocas esperanzas para sus posibilidades de supervivencia.

Un hombre se topó con una perra encadenada junto a sus cachorros pequeños, con pocas esperanzas para sus posibilidades de supervivencia.

La lurcher de dos años estaba fuertemente atada a un poste de metal por su collar en un campo remoto. La perra había sido abandonada con seis de sus cachorros, que aún eran demasiado pequeños para abrir sus ojos. Fueron dejados sin comida ni agua, y la madre intentaba alimentar a sus cachorros mientras estaba atada por la cadena que tiraba de su collar.

Según informó el Irish Times, el 6 de noviembre, un transeúnte avistó a la madre lactante y sus cachorros en un campo cerca del pequeño pueblo de Elphin. El individuo rápidamente solicitó ayuda. La madre y sus cachorros fueron trasladados a una instalación veterinaria cercana dirigida por la Irish Society for the Prevention of Cruelty to Animals (ISPCA).

Nadie sabía cuánto tiempo llevaba la familia de siete miembros atrapada allí. Los rescatistas creen que la madre y sus cachorros fueron abandonados poco después de que la madre diera a luz, según el Daily Mail.

“Dejar a una perra joven de apenas dos años atada sin agua, comida ni refugio probablemente puso su vida en peligro, junto con la de sus cachorros”, dijo Hugh O’Toole, gerente del centro de la ISPCA.

“Con la reciente cantidad de lluvias y las bajas temperaturas de esta semana”, continuó, “el resultado podría haber sido muy diferente, y estoy agradecido de que nos notificaran para que pudiéramos rescatarlos”.

Los siete caninos fueron enviados a la instalación animal nacional de la ISPCA en el condado de Longford para recibir atención médica inmediata. Afortunadamente, ni la madre ni sus crías resultaron realmente heridas, aparte de tener que soportar su período de hambre y el frío extremo.

No fue una tarea fácil para la ISPCA hacerse cargo de una familia de siete.

“Nuestros centros siempre están al límite de su capacidad, y tenemos recursos extremadamente limitados”, señaló O’Toole. “En ocasiones, hemos tenido que recurrir a pensiones privadas para hacer frente a la cantidad de animales que esperan entrar […] Encontrar hogares adecuados y responsables para los numerosos animales bajo nuestro cuidado a veces puede llevar tiempo.

“No entiendo cómo alguien puede creer que está bien dejar a una perra atada a una valla para que amamante a sus cachorros”, continuó, reflejando la indignación de los amantes de los animales en todas partes.

Los comentarios llegaron cuando la ISPCA compartió fotos de la adorable y estoica lurcher y sus cachorros en Facebook. “Esta tiene que ser la foto más triste que he visto, y eso que hay tanta crueldad a nuestro alrededor”, dijo un comentarista, “esto es terrible, la pobre madre intentando proteger a sus cachorros, es simplemente impactante”.

“Este tipo de tratamiento terrible continuará hasta que tengamos leyes más fuertes y consecuencias más severas para el abuso animal”, dijo otro usuario de Facebook, añadiendo: “ya es suficiente”. Los políticos deben actuar y reescribir las regulaciones de bienestar animal, como lo han hecho otros países”.

A pesar de que la identificación por microchip es un requisito legal en el Reino Unido, la perra madre, apodada Emmy Lou por sus rescatadores, no tenía microchip y no se pudo rastrear a un propietario.

Los nombres de los cachorros son Billy Ray, Dixie, Dolly, Dotty, June y Patsy, y todos permanecerán con la ISPCA hasta que sean lo suficientemente mayores para ser adoptados.

La ISPCA, al igual que otras organizaciones de bienestar animal en todo el mundo, continúa fomentando que los dueños de mascotas esterilicen a sus animales para ayudar a reducir la población de animales no deseados.

Un amable samaritano paseando en un frío día de noviembre en el campo irlandés, por otro lado, fue la buena fortuna de Emmy Lou y sus cachorros, y puede seguir siéndolo en los años venideros.

T

Related Posts

An Emotional fагeweɩɩ: A Dog’s Tender Comfort During His Sister’s Final Moments

This һeагt-wrenching tale unfolds in Pixian County, пeѕtɩed in the southwestern reaches of China’s Sichuan Province. A three-month-old puppy, filled with ѕoггow, гefᴜѕed to аЬапdoп the side…

A Loyal Companion’s Brave гeѕсᴜe: The Unwavering Bond

In a world where some individuals thoughtlessly аЬапdoп their faithful canine companions, it’s hard not to ponder the plight of countless innocent pets left to feпd for…

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *